Cómo promocionar tus enlaces de afiliado

Inicio > Blog > Cómo promocionar tus enlaces de afiliado


¿No sabes como promocionar tus enlaces de afiliado?

En este post te damos unas cuantas ideas de como hacerlo.

Antes de publicar tus enlaces ten en cuenta que es mas importante mantener una audiencia fiel y constante que inundar de spam un canal y perder parte de tus lectores.


Publica tus enlaces de afiliado en tu web o blog

Si eres el propietario de una página web o un blog ya tienes el 95% del trabajo hecho. Puedes simplemente apuntarte a algún programa de afiliados de algún producto relacionado con los temas que tratas en tus contenidos y añadir algún enlace o banner para empezar a generar referidos.

Si todavía no tienes un sitio web, no hay excusa, en esta web tienes un montón de herramientas que te ayudarán a montártelo tu mismo (y todas tienen programa de referidos!)


Comparte tus enlaces de afiliado en redes sociales.

Si lo tuyo son las redes sociales también puedes sacarle partido a tus enlaces de afiliado. Céntrate en conseguir una audiencia que siga tus publicaciones, hablando sobre un tema sobre el que sepas o que simplemente te apasione.


Muestra tus enlaces de afiliado en tu canal de Youtube.

Posiblemente el canal más potente hoy en día en cuanto a trafico, y cada día lo será más.


Difunde tus enlaces de afiliado mediante una lista de correo.

Lo bueno de utilizar una lista de correo es que puedes segmentar a los destinatarios según sus intereses.


Escribe tus enlaces de afiliado en foros.

Hay multitud de foros dedicados al tema de los referidos. Eso si, lee bien las reglas de publicación antes de poner un enlace de referido por que en muchos foros este tipo de enlaces están prohibidos.


Publica tus enlaces de afiliado en grupos de WhatsApp o Telegram.

Esta es quizás la forma mas directa de llegar a tus lectores. Hoy en día la mayoría del tráfico web se produce desde los dispositivos móviles.


Como ves las opciones son muchas, y la inversión es mínima, como mucho un poco de tiempo, ¿por qué no probar entonces?

WordPress.com